domingo, 29 de septiembre de 2019

Greta, también son las empresas




La emocionalidad obtura el análisis

La sensibilidad frente al Cambio Climático no necesariamente nos lleva a comprender la apropiación foránea de nuestros Recursos Naturales.


La emocionalidad nos hace rápidamente solidarizarnos con Greta, que enfrenta valientemente a un Organismo Internacional por una causa justa que implica a todos los seres humanos.

Pero es más fácil cuidar una naturaleza abstracta y global que defender intereses soberanos concretos.

Es mas valiente enfrentarse a la contaminación que empresas extranjeras, muchas veces europeas, dejan como saldo en nuestras tierras.


Ambientalismo colonial o Liberación nacional

Nuestra contaminación tiene rasgos particulares, de país dependiente, endeudado y victima del saqueo que grandes empresas transnacionales llevan adelante en los países de América Latina.

Son esas transnacionales como Monsanto, Barrick Gold y Chevrón, entre otras, las que son el sujeto concreto de nuestro saqueo y contaminación. 

Los culpables de la contaminación del ambiente en América Latina no son solamente los ciudadanos irresponsables que tiran papelitos en la calle sino las empresas extranjeras que tiran cianuro en nuestros ríos.

No son solo los países, Greta. También son las empresas las que contaminan.

Ojalá nuestro problema fuera solo el cambio climático. Argentina ha demostrado con una clara actitud estar siempre del lado de los Derechos Humanos. Y el cuidado del ambiente es claramente un derecho humano.


La contradicción principal y la contradicción secundaria en el tema ambiental.

Pero así como oponerse a la explotación del hombre por el hombre es propio de la justicia humana, la explotación de unos países hacia otros se interpone como contradicción que antecede a la lucha por una sociedad mundial más justa.

No podrá haber igualdad entre los hombres mientras exista opresión entre los países.

Con el Medio Ambiente pasa lo mismo. Hay países dependientes y países independientes. 

Si los países que son accionistas mayoritarios de las empresas que extraen nuestros recursos son los que llevan adelante métodos de extracción contaminantes, métodos que están prohibidos en sus propios países, indignarse por las emisiones de carbono es un gesto patético de cinismo internacional.

Una doble moral, un doble estándar se manifiesta en el reclamo europeo al cuidado del ambiente de los latinoamericanos. 

Su nivel de vida, e incluso su nivel educativo, el mismo que les permite tomar conciencia del cuidado del ambiente, depende en gran medida de que empresas europeas explotan nuestra merluza en el Atlántico Sur, que sus patentes biotecnológicas roban datos de nuestra biodiversidad en el Amazonas, que sus empresas biotecnológicas venden fertilizantes sintéticos que matan la fertilidad de nuestros suelos, que sus agrotóxicos matan de cáncer a nuestros niños, que sus empresas mineras contaminan nuestros ríos.


No son solo los países los que contaminan

Bayer-Monsanto es una empresa alemana que contamina a Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay, Ecuador, Perú y Colombia. Pero Alemania es el líder mundial en el cuidado del medio ambiente.

La situación de dependencia, de ser países oprimidos por potencias y empresas imperiales, nos obliga a pensar la problemática  ambiental en su justa medida.

Para las naciones que sufren el saqueo de sus recursos naturales lo primero es nuestra soberanía.

No vaya a ser que tenemos que cuidar el ambiente para que lo aprovechen otros países que han agotado sus recursos. 


Lic. Gustavo Koenig

Sociólogo UBA

Maestrando en Defensa Nacional - UNDEF



4 comentarios:

Unknown dijo...

excelente!. es claro para mi que la denuncia de la piba forma parte de la creación de masa crítica para finalmente enajenarnos los recursos.

Unknown dijo...

Perfecto analisis.. acá por mi pagos se ve claro.. mucho glifosato para obtener grande producciones de granos de soja para exportar.. gran contaminación de recursos agua y tierra (además de personas y animales) para exportar materia prima.. beneficiarios monsanto, cargil, etc.. Por eso es necesario ser veganos, para salvar a los animales fumigados..

SUSANA dijo...

Exelente es algo que la mayoría de la gente no tiene en cuenta son las grandes empresas y los países más desarrollados cometen los peores abusos ,por algo vienen a Latinoamérica,contaminan con lo que esta prohibido en sus países,pero también son responsables los que deben prohibirles,los que los venden y los asesores que lo hacen por dinero

Anónimo dijo...

Los mensajes de Greta dicen constantemente que los paises que tienen que cambiar son los que más emiten, y que ella es una privilegiada. Los paises y la comunidad internacional deberían regular a las empresas. Por eso se les pide a esas entidades. El mensaje de una nena que lo que pide es que se escuche a los científicos que están reportando las consecuencias de la economía actual y que se actué acorde. Pedir a las empresas que hagan las cosas bien es como pedirle a tu perro que cuide el asado. Ese poder lo tienen que ejercer los gobiernos.